18 septiembre, 2020

¿Zombies? Dos mujeres perdieron el control y mordieron a un piloto de avión

En mayo del año pasado, una mujer y su hija quisieron viajar con el cochecito para bebés en la cabina de un avión. Pero, desde la aerolínea no se lo permitieron. Según The Daily Mail, Mary Roberts, de 53 años, y Henrietta Mitaiare, de 23, empujaron al piloto Guido Keel al piso. Una vez en el suelo, comenzaron a arañarlo y patearlo una vez que su vuelo llegó al aeropuerto londinense de Heathrow procedente de Zúrich, Suiza.

El conflicto se inició antes del despegue. Mitaiare le pidió a una azafata que pusiera su cochecito en la cabina en lugar de en la bodega del avión porque era “demasiado caro”. Según el relato de la fiscal Arlene De Silva, cuando los pasajeros estaban desembarcando en Londres, la hija se acercó nuevamente a un miembro de la tripulación para presentar una queja. De esta manera, el capitán de la aeronave salió de la cabina de vuelo.

En este momento, lo empujan al piso al piloto. “Hubo una pelea. Ella terminó encima del capitán. La madre también entró en la cabina y pateó al capitán mientras él estaba en el piso, diciendo ‘suelta a mi hija’”, contó la fiscal.

El capitán Keel terminó con rasguños en la cara y en el brazo. Además, lo mordieron en la parte superior del brazo. El jefe de la tripulación del avión, Ali Chkerdaa, afirmó ante la corte que Mitaiare acusó al personal de racismo: “Dijo que los suizos son racistas, porque ella era una mujer negra que viajaba con un niño”.

Durante el juicio, se mostraron unas imágenes en las que se escucha a la mujer que le dice: “¿Por qué me pusiste las manos encima? ¿Por qué golpeaste a una mujer? ¿Crees que tienes el poder?”. Al preguntarle al capitán si se sobrepasó con su reacción, el copiloto del vuelo, Friedrich Prieler, dijo que el Convenio de Tokio otorga ciertas inmunidades a los capitanes en sus aeronaves si creen que existe una amenaza para la seguridad de las personas a bordo, señaló Radio Mitre.

A más de 10 meses del incidente, las dos mujeres enfrentan cargos por agresión y por no obedecer las órdenes legales del capitán del avión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *