27 febrero, 2021

«Ojalá Dios me ayude», el lamento de un hombres antes de morir de Covid-19

Thomas Macías, un hombre de 51 años de Estados Unidos, fue a una celebración en junio cerca de su comunidad en Lake Elsinore, a unos 100 kilómetros de Los Ángeles.

 

 

En plena pandemia de coronavirus, no tomó los recaudos necesarios y disfrutó de una barbacoa.

 

 

Poco después de la fiesta, comenzó a sentirse enfermo.

 

 

El 20 de junio, publicó un mensaje conmovedor en Facebook para advertir a sus seres queridos sobre los riesgos del Covid-19.

 

 

«Salí hace un par de semanas … debido a mi estupidez puse en peligro la salud de mi madre y mis hermanas y de mi familia», escribió.

 

 

«Esta ha sido una experiencia muy dolorosa. Esto no es broma.

 

 

Si tenés que salir, usar una máscara y practica el distanciamiento social … Ojalá con la ayuda de Dios, pueda sobrevivir a esto».

 

 

Macías trabajaba como camionero y padecía diabetes, lo que lo hacía especialmente vulnerable al virus.

 

 

Los médicos habían dicho que las personas con afecciones subyacentes como diabetes, enfermedad pulmonar crónica y asma tienen un mayor riesgo.

 

 

Antes de la barbacoa, Macías apenas había salido de su casa.

 

 

Pero él era increíblemente social y se sentía aislado, y decidió visitar a sus amigos cuando el Estado de California levantó algunas restricciones.

 

 

«A donde quiera que iba, hacía amigos al instante», dijo Gustavo López, su cuñado, a CNN. «Extrañaba a sus amigos y a su familia.

 

 

Así que tan pronto como levantaron algunas de las restricciones, se sintió libre y desafortunadamente fue a esta reunión para estar con sus amigos y entonces este fue el resultado».

 

 

«Un amigo que estaba en la fiesta se acercó a Macías para decirle que tenía coronavirus, y estaba al tanto del diagnóstico cuando asistió a la reunión, pero no creía que pudiera infectar a nadie porque no tenía síntomas», dijo López.

 

 

«Entendemos que un hombre lo llamó y le dijo ‘oye, estaba en la fiesta, sabía que era positivo. No se lo dije a nadie’», dijo López.

 

 

«Creo que el caballero lamentaba no haberles dicho a todos, y estaba llamando a las personas que estaban en la fiesta para recomendar que se hicieran la prueba».

 

 

Macías estaba molesto, pero se culpó a sí mismo por el error, incluso usando su publicación de Facebook para advertir a los amigos sobre los peligros del virus.

 

 

Catorce personas que asistieron a la fiesta dieron positivo.

 

 

Macías se hizo la prueba el 15 de junio, obtuvo su resultado positivo el 18 de junio y murió el 21 de junio, un día después de hacer su emotivo posteo en Facebook. /Clarin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *