1 marzo, 2021

Dueño de un bar tucumano advierte que sufre una falsa denuncia de abuso por parte de una empleada

El dueño de un bar ubicado en la avenida Belgrano, en cercanías de la Plazoleta Mitre (Tucumán), publicó en las redes sociales que fue denunciado falsamente por una empleada que lo acusó de abuso.

La publicación de Copac Abana en Facebook:

Buen día estimados clientes. Ante los hechos de calumnias, injurias y difamaciones graves sobre mi persona, me veo en la penosa y vergonzosa situación de explicar algo que NO ocurrió. Una persona denunció acoso de mi parte, sin ningún tipo de testigos ni pruebas.

En el negocio del que soy propietario, SIEMPRE hay cuatro empleados en el turno mañana, incluida mi madre que es la cocinera.

MIENTE que estábamos solos.

MIENTE que la tomé por la cintura.

MIENTE que me apoyé en ella.

MIENTE que le dije cosas al oído.

MIENTE que pasó al turno mañana por decisión mía (Lo solicitó por razones de estudio)

Esta persona comenzó a trabajar en el mes de noviembre, sus dos primeras semanas no fueron buenas pero aún así se le tuvo paciencia, sabiendo que la situación está dura para todos. Ya los primeros reclamos fueron precisamente por mentiras al tomar pedidos, mala atención, mala voluntad, pésima relación con las compañeras, abandono de puesto de trabajo por salir a hablar con personas que llegaban en moto a buscarla. Permanecer en el baño con celular y fumando.

El día que se retiró aduciendo abuso, yo le había reclamado la tirada de café, ya que además era indolente y descuidada con la mercadería que hoy en día, cuesta mucho reponer. Ante dicho reclamo, permaneció diez minutos, se retiró al baño, tiró un café más, y sin decir una palabra, se retiró del lugar.

TODOS estos hechos están claros en las grabaciones de las cámaras internas del local y avalados por las personas que estuvieron.

En el día de ayer, sus padres y seis amedrentadores se presentaron en el negocio, por lo que tuvimos que llamar al 911. Cabe destacar el impecable accionar de la policía.

Aún así, en esa situación de extrema violencia vivida y en contra de los consejos de la policía, hice ingresar a los padres y a ocho policías al local para que vieran las filmaciones. Ahí pudieron constatar fehacientemente que no ocurrió NADA de lo que esta persona dijo.

Por el contrario, mi actitud con el personal fue siempre que no permitan faltas de respeto de los clientes. Hubo veces que hasta corrí clientes por situaciones confusas.

Esta persona con su FALSOS DICHOS, cargados de bronca, decidió con malicia publicar en redes, en una época donde vivimos todos, este tema tan sensiblemente.

Las mujeres policías que presenciaron el video ayer y todos sus compañeros, no podían creer el grado de mentiras de esta persona.

Tuvieron que suspender la búsqueda de una menor de 12 años, por esta mentira.

Se burló de las mujeres acosadas. Se burló de las mujeres violadas. Se burló del trabajo de cuatro familias. Se burló de mis cuatro hijos. Se burló del trabajo de tres años. Pero lamentablemente, vivimos en una época donde cualquiera toma su celular y defenestra a su antojo. Y dónde la sociedad toda, reacciona en apoyo sin conocer los hechos. Por mi parte, estoy tranquilo, Sí cuento con testigos REALES y filmaciones REALES que demuestran las tremendas mentiras que dijo.

Recién hoy, saliendo de shock de una situación jamás vivida, ni imaginada, puedo contarles con claridad lo acontecido. Cuando logremos armarnos de fuerzas, volveremos a abrir nuestras puertas y tendremos a disposición de los que soliciten, las grabaciones, a fin de contrarrestar el daño grave ocasionado a mi persona. El video dura dos horas, es muy largo para subirlo a las redes. Ya está presentado en la justicia con la correspondiente demanda.

Colegas comerciantes, emprendedores, tengan mucho cuidado, las cámaras fueron cruciales. Cuídense que una situación falsa como esta, no les haga nunca pasar por esta situación. Gracias a los clientes por el apoyo, a los amigos, a la policía y su accionar impecable y totalmente desinteresado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *